Una de las preocupaciones más comunes entre muchas mujeres en relación a su aspecto está relacionada con el pelo y en concreto sobre cómo estimular el crecimiento del cabello. La respuesta es sencilla: debemos multiplicar los cuidados en el ámbito de lavado, hidratación y nutrición de tu cabello.

Sigue leyendo y te contamos en detalle lo que debes saber para contribuir en un mejor crecimiento de tu melena. ¡Toma nota! 🙂

Productos con células madre para el crecimiento del cabello

Quizás ya has oído hablar sobre las células madres  y cómo los productos que incluyen células madre vegetales nos ayudan a estimular el crecimiento capilar y a prevenir la caída del mismo. Para aclarar cualquier duda que pueda surgirte vamos a profundizar más en este tema.

Las células madres pueden ser de origen vegetal o animal. Son células primarias capaces de dividirse de forma indefinida haciendo idénticas copias de ellas mismas. También pueden diferenciarse y originar células hijas especializadas en funciones concretas.

Las células madres contienen gran cantidad de sustancias esenciales como lípidos, aminoácidos, minerales, carbohidratos y antioxidantes. Aunque es un ámbito relativamente nuevo en la industria cosmética, ciertos estudios confirman la efectividad de estas para aumentar la longevidad y réplica de nuestras células.

[Tweet «Las células madre vegetales nos ayudan a estimular el #crecimientocapilar»]

Por ello, cada vez verás más células madres en la composición de productos de cosmética para la piel, productos de aseo y tratamientos para el cabello: no es un mero reclamo publicitario ya que su efectividad es real.

En SOIVRE hemos desarrollado productos para quienes desean estimular el crecimiento capilar y mantener sano su cabello:

Hábitos saludables para el crecimiento del cabello

Estos consejos que te ofrecemos se aplican para el crecimiento y también para mejorar tu salud integral: no existen parcelas impermeables en nuestro organismo. Somos un todo y los cambios en ciertos hábitos modifican el estado general del sistema.

En ausencia de problemas de salud tales como alopecia el cabello crece normalmente entre 1,50 y 2 cm al mes. Para ir más allá es recomendable:

  • Eliminar/controlar el uso de los agresores: Nos gusta tener un cabello con una apariencia impecable y bien peinado. Por ello, a veces abusamos de secadores, planchas y otras herramientas. Aunque mejoran el resultado final del peinado, son agresores que utilizados en exceso debilitan la fibra capilar.
  • Ir en busca de lo natural: ¿Qué tratamientos químicos utilizas? Decoloraciones, alisados químicos, ciertos tintes y otros productos agresivos debemos evitarlos si deseamos que el cabello crezca. No te pelees con los rizos, reconcíliate con las canas, respeta el color natural… una pausa de química invasiva  te vendrá bien.
  • Beber más agua: ¿Sabías que tenemos un 70 % de líquido en nuestro organismo? El ambiente acuoso lo necesitamos para la realización de diversas funciones celulares (división celular y crecimiento) y también para el transporte de nutrientes y desechos.
  • Dormir la cantidad de horas suficientes: El cuerpo necesita tiempo para repararse y en ello el sueño es vital. Lo más común es que descansemos entre 7 y 9 horas cada día. Si estás cansada por malos hábitos de sueño, el cabello no crecerá. [Tweet «El #cabello crece normalmente entre 1,50 y 2 cm al mes»]
  • Masajes en el cuero cabelludo: Lo puedes hacer cada noche antes de ir a dormir. Apenas unos 5 minutos de manipulación delicada, estimularán la circulación sanguínea y de paso te relajarán para dormir mejor.
  • Reduce el estrés innecesario: Si tu cuerpo necesita la energía para que pases el día alerta y combatiendo mil y un problemas, entonces se reducirá la energía que dedica a la renovación celular. Sin renovación celular el cabello no crece. Ya sabes, ¡cero estrés!
  • Necesitas mejorar la circulación: Cepilla con frecuencia el cabello desde la nuca y en dirección a la frente; o sea, voltea el cabello y esto hará que la circulación se dinamice.
  • El cabello recogido sin extrema tensión: No sujetes muy ajustado el pelo. Tampoco uses ganchos de metal. El mejor recogido para el cabello es un moño suave que descanse exactamente sobre la coronilla sin ningún tipo de sujeción. Si el pelo es rebelde, átalo con pañuelos o cintas anchas.

Remedios naturales al alcance de todas

Existen muchas soluciones caseras que podemos aplicar de forma complementaria para que el pelo crezca más rápido. Basta con tener disciplina durante varias semanas. Recuerda, constancia es igual a resultados.

Si tienes paciencia y te gusta lo natural, una alternativa natural y casera son los masajes capilares con aceite de oliva y romero:

  • En una botella de 50ml mezcla aceite de oliva con varias hojas de romero.
  • Antes de lavarte el cabello, moja la punta de los dedos en este aceite y úntalo en el cuero cabelludo.
  • Masajea durante unos minutos y después lava el pelo.

Las claves de este tipo de remedios caseros residen en su riqueza nutricional. Un cabello “bien alimentado” con abundantes vitamina E y B, crece sano y fuerte.

Esperamos que estos consejos para estimular el crecimiento del cabello y prevenir su caída te ayuden en tu propósito de lucir un pelo con mayor volumen y grosor.